Home / work-club / ¿Nuestros afiliados son del “old school”?

  • admin
  • 1 Vistas
  • 0 Comment
  • colaboración - colaborar - conference - makespace - nomadas - old school - sinergias - tendencia - valkiria -

La semana pasada nos invitaron como ponente en una mesa de “nuevos modelos de coworking” al evento de Coworking Conference Spain que se organiza en Madrid el 25 y 26 de Abril. Esa sesión la compartíamos con:

  •  Andrea García (Valkiria Hub Space) especializada en todo tipo de empresas dirigidas al público femenino y con un espacio “Cobaby” en donde las madres y padres pueden dejar a sus niños para asistir a los eventos de Valkiria.
  • César García Sáez (Makespace Madrid) que lleva un espacio sin ánimo de lucro en donde sus afiliados pueden usar la maquinaria para hacer cosas. Es un espacio que se construye entre todos (que falta un armario, tengo uno y lo llevo) y por lo tanto se gestiona también entre todos. Óptimo para hacer prototipos de diferente materiales sin tener que alquilar maquinarias o talleres costosos.
  • Marc  Navarro (CREC) era la persona que moderó esta sesión.

Exponiendo nuestro modelo pudimos destacar que no creemos en la creación de sinergías y colaboraciones en si entre nuestros afiliados. Es decir, que para nosotros, aun siendo importante, no es nuestro core-business. Son ellos quienes definen si desean colaborar o crear sinergías entre sus empresas. Y que nuestro enfoque primordial reside en ofrecer un espacio en donde nuestros clientes puedan usar cuando a ellos les convenga sin compromisos y que en ese momento no tengan ningún tipo de obstáculo para hacer el trabajo que desean realizar en nuestras instalaciones. De ese modo, podemos confirmar que nuestros afiliados son clientes “libres” y que son ellos que deciden cuando, cuanto y DONDE trabajar.

En las preguntas que nos hicieron, quiero destacar dos. Una nos preguntaba si nuestros afiliados son del “old school”.

Old school

Queremos entender que con el “old School” hacían referencia a una forma “antigua” de trabajar en donde no se buscan sinergías y colaboraciones en el espacio de trabajo que compartes con otros afiliados o coworkers. Dudé durante unos segundos y no pude exponer del todo lo que son nuestros afiliados. Ahora puedo confirmar que NO. No son del “old school”. Todo lo contrario. El hecho de trabajar de forma independiente, estar equipado con la tecnología para trabajar en cualquier lugar, tener la libertad de trabajar CUANDO tus clientes lo requieren y tu puedes, y poder decidir DONDE trabajar es ser todo un innovador y estar en las últimas tendencias de las nuevas formas de trabajar. La experiencia de nuestros afiliados hace que no necesiten un espacio físico para crear sinergias y colaboraciones. Conocen suficiente profesionales como para llegar a aquellos de forma directa o indirecta con el fin de colaborar cuando ellos deciden colaborar. Y tienen suficiente visión para detectar en un articulo, un tweet o un mensaje en cualquier otro medio para iniciar una acción y poder crear sinergías con quienes ellos deciden. de “old school” nada.

Mis afiliados son libres de etiquetas y marcan tendencia.

No sois un centro de coworking

Otra pregunta que mi hicieron hacia referencia a que “no éramos un centro de coworking” ya que no nos enfocábamos a crear sinergías y colaboraciones. Hacían referencia al manifiesto del coworking. Discrepo del manifiesto del coworking por muchas razones. La principal porque es incoherente. Si se basa en la “economía compartida” en donde compartimos todo, planeta, transportes públicos, carreteras, bibliotecas, cines, etc., no entiendo la filosofía de mesas asignadas bajo la etiqueta de “MI MESA y MI SILLA”. Que es donde se mueven el 90% de los centros de coworking. Creo que la comunidad del coworking esta excluyendo de forma inconsciente otros modelos de coworking por no asumir otras alternativas, otras soluciones y otras vías para llegar a los objetivos de cada uno de los coworkers. Muy peligroso.

Estoy orgulloso poder ayudar a nuestros 120 afiliados a que sean más eficientes, efectivos, flexibles y creativos en su emprendimiento, que le ofrezcamos unas instalaciones que no tienen nada que envidiar a las de grandes empresas (incluyendo Google y Microsoft), que perseveremos la libertad de nuestros afiliados y que sean ellos quienes deciden cuando, cuanto y donde ejecutar sus actividades relacionadas con su emprendimiento y que sean ellos quienes decidan con quien colaborar y cuando buscar sinergías.

Es obvio que muchos de mis clientes no pueden ser felices en otros tipo de centros de coworking y no olvidar que muchos otros coworkers de otros centros tampoco lo serían en worClub Madrid. “Viva la diversidad”.

Afirmo: somos un centro de coworking. Somos únicos. Así como mis afiliados son coworkers. Son únicos.

0 Comments
Leave a comment